Curiosidades

8 beneficios de tener una rutina diaria

By septiembre 5, 2019 septiembre 9th, 2019 No Comments

Cuando hablamos de tener una rutina estamos haciendo referencia a que debemos hacer las mismas cosas una y otra vez siempre. Y aunque parezca que estamos perdiendo la creatividad y naturalidad en el ritmo de vida (de ahí el concepto ‘caer en la rutina’), en realidad le estamos haciendo un favor a nuestro cerebro.

Importancia de tener una rutina diaria

Importancia de tener una rutina diaria

Cuando creamos una rutina estamos organizando las tareas por hacer, y si se cumple con eficiencia, podemos darnos cuenta que tendremos más tiempo libre para disponer de él como lo deseemos.

Adicionalmente, cuando adoptas una rutina en tu estilo de vida estás beneficiando tu atención y concentración, porque aprendes a hacer una sola cosa a la vez y no 1000 al mismo tiempo, pero a medias. Es decir, tú decides cómo y cuándo hacer las cosas de forma sobresaliente. 

Estos son los beneficios de tener una rutina diaria:

Aumenta tu eficiencia

Al revisar y practicar constantemente los mismos patrones y procesos, una y otra vez, no solo incrementas tus habilidades para completarlos, sino que van haciendo parte fundamental de tu vida. Así, los pensamientos y planeaciones, en estos casos, se reducen al mínimo. 

Tener una rutina libera la memoria consciente para trabajar en cualquier otra tarea que puedas encontrar. Así podrás volverte más eficiente y serás capaz de aumentar tu productividad.

No obstante, es importante no caer en la costumbre, ya que por el bien de nuestra memoria es prudente variar en algunos aspectos, cada cierto tiempo, para que tu cerebro se ejercite.

Beneficios a tu Salud Mental

Para nadie es un secreto que el desorden genera crisis y estrés. Pero, cuando comienzas a desarrollar una rutina diaria el panorama de caos y ansiedad se va disminuyendo con el paso de los días.

La rutina diaria, bien pensada y ejecutada, crea el marco perfecto para una planeación del día, incluso, contemplar algunos imprevistos. Una rutina diaria te da el poder para lograr todo lo que te propongas.

Trae organización a tu vida

Para tener éxito en la vida necesitas ser ordenado para programar tus actividades, tareas por hacer y metas por cumplir. Comprender paso a paso cómo va a desarrollarse tu día es clave para saber distribuir tu energía.

Al terminar una tarea debes saber con exactitud cuál es la que sigue; por ejemplo: correr por la mañana, tomar una ducha y desayunar. Esto te puede ayudar a planear varios días al mes, reforzando el control que tienes sobre tu vida.

Tienes tiempo de relajarte

La oportunidad de poder respirar con tranquilidad y tener tiempo de calidad no tiene por qué ser un sueño inalcanzable. Una rutina puede ayudarte a planificar una jornada y reservar tiempo para relajarte, algo que te motivará para continuar.

Mejora la calidad del sueño

Otro beneficio de tener una rutina diaria es poder regular los ciclos de sueño. Pues, para tener una buena vida y ser productivos necesitamos dormir bien entre siete y ocho horas. Pero si tu vida carece de una rutina sólida no hay garantía de tener suficiente tiempo para lograr un sueño de calidad.

Y al tener los patrones de sueño desordenados hace que te vuelvas menos productivo en el día y toda tu rutina puede ser seriamente comprometida.

No más acumulación de trabajo

Una rutina permite dedicar tiempos específicos a las tareas diarias, lo que te asegura que no vas a acumular algunos deberes. Un ejemplo de ello es recoger la ropa sucia de tu habitación todos los días, de esta manera no tendrás una montaña de ropa por sacar el fin de semana. 

Una rutina bien ejecutada rompe las tareas más grandes en unas mucho más pequeñas y te asegura que ninguna sea descuidada.

Mejora tu autodeterminación

Una vez que comienzas a cosechar los beneficios de una rutina consistente, el circuito de recompensa de tu cerebro te animará a empujar tu autodeterminación a nuevos niveles. 

Los malos hábitos se convierten en una cosa del pasado

Los malos hábitos se van sumando a tu vida y comienzas a girar en torno de las opciones fáciles. Sin duda, esto a corto plazo puede sentirse cómodo, pero a largo plazo te llevará a una acumulación de tareas que te causará varios problemas.

Los beneficios de tener una rutina diaria y consistente se traducen en que puedes ayudarte a romper estos malos hábitos y a ser más productivo.

Leave a Reply

Escríbenos por WhatsApp